Full text: Ortí Lara, Juan Manuel: Tesis: Teorías opuestas entre sí acerca del estado y su fin, según que proceden del concepto de la evolución ó del concepto de la creación

DISCURSO 
212 
civil no es el interés de los seres racionales que la forman, 
sino el honor, la prosperidad y el poder del Estado mismo, 
considerado como organismo viviente, ó mejor, como unico 
verdadero Dios, en cuyas aras debe sacrificar el individuo, 
no solamente los bienes externos y sensibles, sino hasta la 
vida propia y la de las personas que mâs ama, y hasta el ho¬ 
nor y la conciencia. 
Si bien se mira, esta concepción, senores, del Estado no 
es del todo nueva; Platón y Aristóteles hicieron de él un or¬ 
ganismo personal autoritario y eomprensivo de toda la vida 
humana, no acertando tan grandes filósofos à concebir dere- 
cho alguno, y mucho menos el sistema entero juridico conte¬ 
nido en la ley eterna, que no emanara del Estado. La unica 
diferencia entre una y otra concepción, entre la pagana y la 
neopagana, es la que cada una de ellas toma de su respec¬ 
tivo origen; porque la primera responde al fatalismo que se¬ 
noreaba al pensamiento del mundo antiguo, mientras que el 
ideal de la segunda es la deificación del Estado por obray 
gracia del panteismo lógico de Hegel. 
Sin duda por haber asi glorificado Hegel al Estado en ge¬ 
neral, y haber atribuido al pueblo alemån una vocación es¬ 
pecial, considerándole la mås espléndida manifestación de la 
«idea», lejos de haber sido tenido como enemigo del orden 
social y de la autoridad, su doctrina fué mirada con extre¬ 
mada benevolenciâ, hasta el punto de haber sido conocida 
por oficial (1). Asi, bajo formas en cierto modo conservado¬ 
(1) Sabido es que la filosofia de Hegel fué reconocida como esen¬ 
cialmente prusiana, y que el Ministro Altens, en 24 de Agosto de 1821. 
le escribió en estos términos: «Esforzándoos asi en vuestras obras comg 
en vuestra câtedra en general, con la gravedad que conviene á la cien 
cia, por aprehender lo presente y real, y por comprender lo racional 
en la naturaleza y la historia, ponéis, en mi sentir, á la filosofia en la 
unica posición verdadera respecto de la realidad, y de esta manera con¬ 
seguiréis seguramente librar á vuestros discipulos de aquella perni¬ 
ciosa confusión que rechaza lo existente sin haberlo conocido, y que se 
complace, singularmente tratándose del Estado, en exhibir nuevos y 
caprichosos ideales.» Véase La Ciencia Cristiana (Revista), vol. XV. de 
Max-Planck-Institut für 
Real Academia de Ciencias Morales y Politicas 
europäische Rechtsgeschic
	        
Waiting...

Note to user

Dear user,

In response to current developments in the web technology used by the Goobi viewer, the software no longer supports your browser.

Please use one of the following browsers to display this page correctly.

Thank you.

powered by Goobi viewer