Full text: Fernández Prida, Joaquín: Tésis: La crisis del derecho internacional

DISCURSC 
294 
intestinas, perturbados por la lucha de partidos, clases ó re¬ 
giones, preocupados, en fin, por grandes problemas internos, 
pierden energia en su acción internacional en la misma me 
dida en que necesitan concentrar su esfuerzo para mantener 
el orden y el Derecho en las relaciones interiores. Por eso 
los Estados de la Edad Media, fraccionados por el espiritu 
del feudalismo, con autoridad central débil y discutida, ca¬ 
minando penosamente hacia su constitución futura, apenas 
se atrevian à mirar por encima de sus fronteras; hasta que 
llegó un dia en que, sintiéndose grandes y fuertes, seguros 
del orden interior, y confiados en lo porvenir, desbordaron 
toda su actividad en el vasto campo de las relaciones exter¬ 
nas, y llenaron å Europa, desde el Garellano hasta Lutzen 
y desde Pultawa à Lisboa, con el estrépito de las armas, con 
las intrigas de la diplomacia, con la negociación no interrum 
pida de tratados, ligas y congresos, y con el tráfago creciente 
de un comercio, cada dia más amplio y vigoroso. 
Imaginese ahora, en vista de las lecciones del pasado, el 
empobrecimiento de la vida internacional á que habria de 
conducir forzosamente el intento de reconstituir los Estados 
que existen, para dejarlos á merced de una rectificación, siem¬ 
pre posible, en la voluntad que los cree, sostenga y legitime. 
El problema constitucional, jamás resuelto, que de ese 
modo se plantea, mantendria al Estado en una crisis incesante, 
devoradora de actividades y recursos y, en proporción à la 
gravedad de aquélla, debilitaria ó haria imposible el ejerci¬ 
cio de la actividad exterior, que sólo puede ser plena, firme 
y continua en los organismos politicos que no necesitan dis 
traer, para fines mâs apremiantes, los medios con que cuen¬ 
tan, y que, libres de preocupaciones interiores, ven despe¬ 
jado el horizonte y perfectamente definidos los ideales que 
persiguen. 
Por otra parte, considerar la voluntad como fuente unica 
del Estado legitimo, es disponer las cosas para dar carta de 
naturaleza en las relaciones internacionales á esa gran su 
perstición de que habla Spencor, aludiendo al poder de la 
Max-Planck-Institut fül 
ales y Politicas 
atsgeschichte 
päisch
	        
Waiting...

Note to user

Dear user,

In response to current developments in the web technology used by the Goobi viewer, the software no longer supports your browser.

Please use one of the following browsers to display this page correctly.

Thank you.

powered by Goobi viewer