Full text: Aramburu y Zuloaga, Félix Pío de: Tesis: La actual orientación del derecho penal y de la lucha contra el delíto

DISCURSO 
246 
sino un hombre falible, limitado y pecador, zholgarän todas 
las complicaciones de reservas, limitaciones, garantias que 
figuran en los regimenes constitucionales ó liberales? 
Y basta de ejemplos, porque el pensamiento estä ya de so¬ 
bra claro: es de capital, capitalisima importancia cultivar y 
producir el personal más apto por todos conceptos para que 
la justicia tenga los mejores servidores posibles: con esto, la 
solución de arduos problemas se simplifica en gran manera 
y el planteamiento de nuevas y aun arriesgadas instituciones 
pierde la mayor parte de su carácter de aventura impruden¬ 
te; pero no se borre nunca de nuestra memoria que la justi 
cia humana no es aquella de que se dice sin vacilaciones 
vera et justa judicia tua, y que su simbolo, segûn en otra 
ocasión escribimos, mejor que una balanza de precisión en 
sus manos, debe de llevar una báscula bajo su planta. 
Sin embargo, y con tales advertencias, bien estâ mante 
ner en toda su propia integridad el sustantivo valor que re 
presenta cuanto afecta å la elevación y mejora del personal 
que interviene en el funcionamiento de la justicia punitiva; 
y ya en esta concreta aplicación, que es para nosotros la per¬ 
tinente, hubo ha tiempo de expresar el ilustre Ortolan algc 
que conforma con el espiritu de los antedichos asertos, al 
sostener que para aquello que constituye la finalidad de la 
justicia es muy preferible tener malas leyes penales y un 
buen régimen procesal á tener un Código perfecto y un or 
den de enjuiciar defectuoso, porque, al cabo, en esto ülti¬ 
mo, que es donde obra la acción dinámica personal, la vida 
juridica halla términos hábiles de manifestación racional y 
eficacia satisfactoria. 
Y habiendo escrito eso, iqué no diria ahora el eximio 
maestro enfrente de las nuevas instituciones que caracte¬ 
rizan la politica criminal y cuyo sustento primordial no es 
otro que el de la valia mental y moral de los hombres Ila¬ 
mados à alimentarlas? Qué otra cosa sino ese doble valor 
de la conciencia y de la mente, campeando sobre una gran 
vocación humanitaria, representa, por ejemplo, el juez uni¬ 
Max-Planck-Institut fü 
Real Ac 
Morales y Politicas 
europäische Rechtsgeschichte
	        
Waiting...

Note to user

Dear user,

In response to current developments in the web technology used by the Goobi viewer, the software no longer supports your browser.

Please use one of the following browsers to display this page correctly.

Thank you.

powered by Goobi viewer