Full text: Minguijón Adrián, Salvador: ¬Los intelectuales ante la ciencia y la sociedad

panol, ha escrito su ultimo volumen, que es la Historia del medio¬ 
social en que aquellos Derechos surgieron, y sin conocer el cual 
no se pueden explicar ni comprender. 
Todo él es el estudio del cristianismo, institución divina, como- 
hecho social humano que corre como un rio caudaloso a través de 
dos milenios fecundando e impregnando instituciones y costumbres. 
y sobre todo, los brotes de Derecho que han nacido en sus riberas 
dilatadas. Asusta pensar las lecturas que estos volumenes le han 
obligado a hacer. Sólo la bibliografia consultada para este ultimo 
pasa de noventa obras, la mayor parte de las cuales son magis- 
trales y selectas. 
EL ESCRITOR Muinguijón no tiene imaginación para escribir 
una novela o un cuento. No creo que haya publicado un verso en 
su vida. Pero si tiene una especie de imaginación, que podriamos 
lamar intelectual, la que hace percibir en las ideas algo mas alla 
de su concreción precisa, resonancias lejanas de origen y de fin, 
cierios presentimientos de una mas alta comprensión, limpia de 
los espejismos individuales, 
En su libro Las luchas del periodismo reproducia estas palabras 
de Olle-Laprunc: «Nuestros dogmas están, gracias a Dios, encerra¬ 
dos en definiciones. Hay fórmulas que marçan las fronteras. Y 
jqué fronteras?  Las de la verdad? No; la verdad no tiene fron¬ 
teras; decir que se las delimita es servirse de una expresión equi- 
voca. Là verdad en si misma no tiene fronteras: nuestras formulas 
de definición tienen por objeto preservar del error, pero no limita 
la verdad; son parapetos, pretiles o, si queréis, vallas protectoras; 
pero no cierran jamâs el camino, porque la verdad en si misma es 
inagotable, y jamas habremos acabado de escrutarla.» Pero, cons- 
ciente dé los péligros doctrinales que habia que esquivar, sobre 
todo en tiempos de modernismo religioso, acompanaba esos con¬ 
ceptos de las precauciones nécesarias. 
Quizá no es de los escritores más fértiles ni de los de ingenio 
más vivo y mas abundante vena, ni de los de mayor facilidad para 
el trabajo; pero si de los más claros y coherentes, y de los que 
tienen mayor fuerza de convencimiento. 
Sin ser un literato profesional, las gracias ligeras del estilo 
no le han sido rebeldes, aunque las haya conquistado çon esfuerzo¬ 
que el lector no sucle ver, enganado por una aparente sugestiva 
espontaneidad. No es cerrado a las vagas nostalgias y a los flotan¬ 
tes ensuenos, y es facil a la emoción, aunque discurre en función 
de una dialéctica precisa. Sus escritos revelan intención certeray 
128.— 
Max-Planck-Institut für 
leal Academia de Ciencias Morales y Politicas 
uropäische Rechtsgeschichte
	        
Waiting...

Note to user

Dear user,

In response to current developments in the web technology used by the Goobi viewer, the software no longer supports your browser.

Please use one of the following browsers to display this page correctly.

Thank you.

powered by Goobi viewer